Mono-Gram - ¡La Época de la Influenza Llegará Pronto! 9/28/2015

Lunes, 28 de septiembre, 2015

Hora de Actuar – ¡La Época de la Influenza Llegará Pronto!

¿Qué predice usted que pasará este año?

Alguien dijo, “Predecir es muy difícil, especialmente acerca del futuro”. Una cosa que sabemos con certeza es que – vamos a tener una epidemia de influenza en la temporada de invierno. Sin embargo, no es posible predecir cómo será esta temporada de influenza. La influenza se propaga cada año, pero el cuando, la severidad, y el largo de la temporada varían de un año al otro. Los brotes de influenza pueden suceder tan temprano como en octubre, y pueden durar tan tarde como hasta mayo. El primer indicador es generalmente un aumento en enfermedades respiratorias en una comunidad, seguido por un incremento en hospitalizaciones, y después en muertes asociadas a la influenza. El máximo de la epidemia generalmente ocurre en enero y febrero.

¿Qué debo hacer para proteger a los que quiero y a mi mismo?

El primer paso y el más importante para protegerse de ésta seria enfermedad es que todas las personas mayores de 6 meses de edad se pongan la vacuna anual contra la influenza, a menos que no exista una contraindicación médica. Todos deberían vacunarse tan pronto como la vacuna contra la influenza esté disponible, para asegurar que la mayor cantidad de personas posible estén protegidas antes de que la temporada de la influenza comience. Sin embargo, mientras los virus de influenza estén circulando en la comunidad, nunca es tarde vacunarse. Adicionalmente, usted puede tomar acciones preventivas diarias como mantenerse alejada de personas que están enfermas, lavarse sus manos para reducir la propagación de gérmenes, y quedarse en su casa sin ir al trabajo o a la escuela si está enfermo(a).

¿Quién debe ser vacunado y por qué?

Todos aquellos mayores de 6 meses de edad deberían ser vacunados cada año. ¿Por qué?

            a. Una vacuna anual es necesaria porque la protección disminuye con el tiempo, y porque los  virus pueden ser diferentes cada año.

            b. La vacuna ha mostrado una reducción en los casos de enfermedades de influenza, visitas al médico, hospitalizaciones por influenza, y muertes.

            c. Los ancianos (>65 años de edad) sufren la mayoría de las complicaciones y muertes de  influenza. A pesar de éste hecho bien sabido, un porcentaje deplorable de adultos mayores se vacunan típicamente. El riesgo más grande es para aquellos con condiciones médicas preexistentes, tales como enfermedades al corazón y  diabetes.

            d. La protección de la manada es un fenómeno real que tiene gran potencial para proteger al más vulnerable en nuestra comunidad. Se ha demostrado que la vacunación de no sólo niños, pero jóvenes adultos, ayudará a prevenir la influenza en los ancianos. En la medidad que las vacunas de adultos jóvenes (edades 18-64) incrementaron de 15% a >31%, las probabilidades de que un individuo anciano en esa comunidad contrajera la influenza disminuyeron un 20%, al igual que los porcentajes de neumonía.

            e. Como los infantes menores de 6 meses de edad no pueden ser vacunados, y corren más riesgo de complicaciones y muerte si ellos se enferman, todas las personas alrededor de ellos deberían ser vacunadas.

            f. Los niños deben ser vacunados por varias razones:

                        1. El año pasado, 43% de los niños hospitalizados con influenza estaban previamente sanos, sin ninguna condición médica preexistente.

                        2. Los niños con condiciones médicas preexistentes son especialmente vulnerables, un 26% de los niños hospitalizados el año pasado tenían asma preexistente.

                        3. Los niños frecuentemente conviven con adultos mayores, especialmente durante las fiestas de fin de año. Nosotros quisiéramos que los abrazos y besos frecuentes no contagiaran la influenza!

            g. Es más probable que la influenza cause una enfermedad grave en una mujer embarazada que en mujeres quienes no están  embarazadas. Cambios en el sistema inmunológico, el corazón, y los pulmones durante el embarazo hacen que las mujers embarazadas (y mujeres hasta dos semanas después del parto) sean más propensas a enfermedades graves ocasionadas por la influenza, tanto como hospitalizaciones y hasta la muerte. Las mujeres embarazadas que tienen influenza también corren un riesgo más grande de que su bebé nonato tenga serios problemas, incluyendo la labor y el parto prematuros. La vacuna de influenza dada durante cualquier trimestre del embarazo ha mostrado que protege tanto a la madre como a su bebé (hasta 6 meses de edad) de enfermedades serias debido a la influenza y sus complicaciones. La vacuna nasal espray no debería darse a mujeres quienes están embarazadas. La vacuna de influenza se ha administrado a millones de mujeres embarazadas por muchos años, y no se ha mostrado que cause daño a las mujeres o sus bebés.  

Si me vacuno, ¿Me puedo contagiar con la influenza?

Sí, es posible que usted se enferme con la influenza aún cuando haya recibido la vacuna (aunque usted no sabrá con seguridad a menos que se haga un test de influenza). Esto es posible por las siguientes razones:

            a. Usted puede ser expuesto a un virus de influenza antes de vacunarse o durante las dos semanas que su cuerpo se demora en ganar protección de la vacuna.

            b. Usted puede ser expuesto a un virus de influenza que no está incluida en la vacuna. La vacuna del año pasado no fue tan efectiva como lo es usualmente debido a una mutación (o desviación) en uno de los virus que circulaban. Hasta el momento la evidencia está indicando un excelente emparejamiento entre la vacuna y los virus de influenza que están circulando este año.

            c. Desafortunadamente, algunas personas pueden contagiarse con un virus de influenza contra el cual la vacuna de influenza está diseñada para protegernos, a pesar de estar vacunados. Déjeme aclarar – usted no puede ser infectado con la influenza de la vacuna – pero la vacuna no funciona en un 100% de las personas. La protección varía ampliamente, basado en parte en factores relacionados con la salud y edad de la persona que se vacuna. Funciona mejor en adultos jóvenes y niños mayores, y menos en gente mayor y aquellos con enfermedades crónicas. ¡La vacuna contra la Influenza no es una herramienta perfecta, pero es la mejor que tenemos!

¿Hay recomendaciones nuevas éste año?

            a. Los niños sanos de 2 a 8 años de edad quienes no tienen contraindicaciones o precauciones que tomar pueden recibir una inyección o la vacuna nasal, si no hay preferencia expresada por una u otra vacuna cuando una es de otra manera apropiada y disponible. Esto remueve la previa recomendación preferencial.

            b. Los niños de 6 meses a 8 años de edad quienes han previamente recibido dosis de la vacuna de influenza más de o igual a 2 dosis totales de la vacuna de influenza de cualquier tipo en cualquier fecha antes del 1 de Julio, 2015, requieren sólo una dosis para la temporada del 2015-16. Las dos dosis previas no deberían haber sido dadas  urante la misma temporada o temporadas consecutivas.

            c. Los niños de 6 meses a 8 años de edad quienes serán vacunados por primera vez o quienes anteriormente no han recibido un total de más de 2 o igual a  to 2 dosis, requieren 2 dosis de la vacuna de influenza, proporcionada más de o igual a 4 semanas entre dosis.

            d. Aunque una inyección con una dosis alta, ha demostrado en un estudio, da una mejor protección en aquellos mayores de 65 años de edad, el Center for Disease Control and Prevention (Centro de Control y Prevención de Enfermedades – CDC) informe que se necesita más investigación antes de hacer una recomendación oficial para el uso de una sobre la otra.

¿Dónde me puedo vacunar?

La vacuna contra la influenza está disponible en varios lugares, incluyendo su proveedor de atención médica, farmacia, o departamento de salud. Este año se han producido más vacunas que en otros años excepto para la epidemia del virus H1N1 en el 2009, así la disponibilidad no debería ser problema. Las farmacias han tenido la vacuna desde agosto, los proveedores de salud están recibiendo las suyas en estos momentos, y los departamentos de salud están informando a la comunidad durante los meses de octubre y noviembre.

¡AHORA ES EL MOMENTO DE VACUNARSE!